Etiqueta: Ciencia y Tecnología de los Alimentos

El Doble Máster MUIA+MUCIA forma profesionales de futuro en el sector de la alimentación

Mª Dolores Ortolá, directora académica del MUCIA.

El sector de la alimentación y bebidas es el primer sector industrial de España. El    Doble Máster Universitario en Ingeniería Agronómica + Ciencia e Ingeniería de los Alimentos que ofrece la Escuela, forma alumnos con un perfil profesional muy completo y de gran futuro.

La directora académica del MUCIA, Mª Dolores Ortolá, nos explica las ventajas de cursar este doble máster que forma profesionales capaces de responder a los grandes retos del sector de la alimentación como la innovación en procesos y productos.

-¿Por qué se ha puesto en marcha este doble máster?

Según el último informe de la FIAB (2018), la industria de alimentación y bebidas constituye una pieza clave en la economía española, siendo el primer sector industrial del país. En 2018, la industria de alimentación y bebidas ha mantenido la tendencia de crecimiento en ámbitos como el empleo o la creación de empresas y, al mismo tiempo, ha consolidado su peso tanto en el mercado interno, como en su proyección exterior.

En este sentido, y para mantener estas cuotas de mercado, es importante la formación de profesionales altamente cualificados que sean capaces de dirigir y potenciar un sector industrial relevante en la economía mundial. Por otra parte, este sector podrá mantener y ampliar sus expectativas si cuenta con excelentes investigadores en el área de alimentos capaces de ampliar la oferta en los mercados sin obviar aspectos tan importantes como la seguridad, inocuidad y calidad de los alimentos.

Por todo, esto consideramos de gran interés para los titulados en Ingeniería Agronómica de la Especialización en Industrias Alimentarias este doble máster, pues podrán completar su formación en el área de la Ingeniería de Alimentos, profundizando en áreas más específicas relacionadas con los procesos alimentarios, orientando, a su vez, sus expectativas hacia el ámbito del trabajo en empresas del sector o bien, hacia la investigación.

-¿Cuál es su objetivo?

El objetivo de este doble máster es formar a especialistas que sean capaces de optimizar e innovar procesos y productos, así como de gestionar subproductos y residuos de la industria alimentaria, de asesorar científica y tecnológicamente a la industria alimentaria y a las industrias afines, así como a los consumidores, y de dirigir, en todos sus ámbitos, una industria alimentaria. En su otra vertiente, este doble máster introducirá al alumno en el campo de la investigación en el ámbito alimentario, como vía de acceso a estudios de doctorado.

-¿Qué competencias adquirirán los estudiantes que lo cursen?

El Máster Universitario en Ingeniería Agronómica (MUIA) habilita para ejercer la profesión de Ingeniero Agrónomo, mientras que el Máster Universitario en Ciencia e Ingeniería de Alimentos (MUCIA) capacitará al egresado para: (a) abordar trabajos de mejora e innovación tecnológica en el marco de los procesos de transformación y conservación de alimentos así como de desarrollo de productos agroalimentarios, incorporando criterios medioambientales para una producción más limpia, (b) aplicar metodologías avanzadas de mejora de procesos y de diseño de nuevos productos, (c) conocer componentes e ingredientes de los alimentos y sus propiedades funcionales, tanto tecnológicas como biológicas, para su aplicación al desarrollo e innovación de procesos y productos alimentarios, (d) contribuir eficazmente, en el marco de un equipo multidisciplinar, al desarrollo de nuevos procesos y productos alimentarios y a la evaluación de la viabilidad de su desarrollo, fabricación, comercialización y mantenimiento en el mercado.

 

-¿Cómo se va a llevar a cabo?

El 1er curso (60 ECTS) del doble máster coincide exactamente con el primer curso del MUIA.

En el 2º curso se cursarán las 4 asignaturas de la Materia de Especialización en Industrias Agroalimentarias del MUIA (24 ECTS), así como 8 asignaturas del MUCIA de 2,5 ECTS cada una, las prácticas curriculares (8 ECTS) y los TFM de ambas titulaciones (12+12 ECTS).

Tanto los horarios como la planificación del curso se han diseñado de manera que el alumno pueda realizar todas las actividades previstas en dos cursos, y no en los tres y medio que supondría cursar ambos títulos de forma independiente.

-¿Qué ventajas tiene cursar un doble máster?

El doble título permite adquirir las competencias de ambos másteres a través de una trayectoria académica integrada. Todo ello con un coste temporal y económico inferior al que representa la obtención de ambos másteres de manera individualizada.

Así, cursados de forma independiente, el alumno debería completar un total de 162 ECTS (102 del MUIA y 60 del MUCIA). De este modo, cursa un total de 136 ECTS. La programación de los cursos permite obtener la doble titulación en dos años, en lugar de los tres años y medio que serían necesarios en caso de cursar ambos másteres de manera independiente.

 

-¿Cuántas plazas se van a ofertar? ¿Qué demanda se espera? (Si no es nuevo, contar la trayectoria y la demanda que tiene)

Las solicitudes se baremarán junto con las recibidas para cursar el MUCIA. Se admitirán hasta un máximo de 5 plazas para el próximo curso.

 

-¿Qué salidas profesionales tendrán los egresados? (Si no es nuevo, se puede hablar de alguna profesión de actualidad a la que se acceda desde esta titulación, siempre pensando en motivas al posible alumno para que lo vea a tractivo y se matricule)

Las salidas profesionales serán todas las propias de la titulación de Ingeniero Agrónomo con especial atención a todo lo relacionado con el proceso productivo en la cadena agroalimentaria: sector agropecuario, industria agroalimentaria, sector de la distribución y consumidor final. La complementariedad con el Máster Universitario en Ciencia e Ingeniería de alimentos abre el campo profesional de los egresados, que serán capaces de, además de estar al frente de industrias agroalimentarias, responder a retos importantes en el sector como la innovación en procesos y productos. Por otra parte, el MUCIA habilita para el acceso a estudios de doctorado en el campo de alimentos, y por tanto, ofrece la vía a la carrera investigadora.

-¿Es este doble máster una titulación de futuro?

Tal como se ha comentado previamente, el sector agroalimentario es un sector de enorme importancia en nuestro país, y en este sentido la combinación de la Ingeniería Agronómica con una especialización en un área de vital importancia como es la mejora e innovación en procesos y productos agroalimentarios, permitirá a los alumnos adquirir un perfil profesional muy completo y de gran futuro. Los retos a los que se enfrenta continuamente este sector tan dinámico (cambios socioeconómicos, necesidad de adaptar la actividad a una economía circular y al uso eficiente de recursos, la cada mayor exigencia del consumidor, la digitalización, …) ponen de manifiesto la necesidad de un perfil profesional con esta formación integrada.

 

 

Umitaste, el innovador papel de sushi a base de microalgas

Trabajar en equipo, hacer un plan de empresa, hablar en público… son solo algunas de las cosas que han aprendido los miembros de equipo HopeYou en su paso por la fase final nacional de Ecotrophèlia 2018.

HopeYou presentó su producto Umitaste que consiste en papel de sushi elaborado con microalgas -spirulina y chlorella- que aportan más color y sabor.

Este equipo de estudiantes está formado por Álvaro Forquet, Ana Noguerol y Zaida Uribe, alumnos de nuestra Escuela y Guillermo de Castro, de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería del Diseño, coordinados por los profesores e investigadores Purificación García, Javier Martínez y María Jesús Pagán

Ana Noguerol, portavoz del grupo, nos cuenta cómo ha sido su experiencia en Ecotrophèlia.

¿Por qué habéis participado en Ecotrophèlia España 2018?

Los profesores nos motivaron y vimos muy interesante crear un modelo de negocio, ya que esta experiencia puede ser muy útil si deseas emprender al acabar los estudios.

¿Qué producto habéis presentado?

Hemos elegido un producto que ya estaba trabajando Álvaro para su TFG. Se trata de unas obleas elaboradas con microalgas, en concreto con spirulina y chlorella, destinadas a  preparar nuevos sushis, con más color y sabor.

La elaboración de estas obleas es sencilla: basta con mezclar las microalgas con metilcelulosa y agua y, posteriormente, se refrigera. Finalmente, se lleva a cabo primero un presecado, y seguidamente un secado para terminar de eliminar el agua del producto.

¿Cuál es la diferencia entre estas microalgas y las que se utilizan actualmente?

Ahora se utiliza alga nori tostada y secada. Pero las microalgas que proponemos nosotros tienen un alto valor proteico y nutrientes, ya que contienen vitaminas, minerales y omega3.

Son microalgas que se están empezando a utilizar ya entre los consumidores veganos como suplemento alimenticio y nuestra propuesta es utilizarlos en los alimentos, en este caso en el sushi.

¿Cuál ha sido la principal innovación de vuestro proyecto?

Nuestra innovación ha consistido, sobre todo, en el modelo de negocio, ya que obteníamos la financiación necesaria para lanzar el producto a través de crowdfunding.

¿Qué habéis aprendido en Ecoptrophèlia?

Sobre todo, a desarrollar un modelo de negocio. Hemos visto otras ideas, otras maneras de hacer las cosas y algo muy importante es que los miembros del jurado son profesionales de empresas, que te dan un punto de vista real de si tu producto podría ser viable o no.

También hemos aprendido a trabajar en grupo entre personas de la misma rama y de otras diferentes, como en este caso, el diseño del producto.

¿El jurado os dio algún consejo para mejorar vuestro producto?

Sí, nos dijeron que trabajemos en mejorar el sabor y la textura, ya que el precio sí que es competitivo y podría ser un producto comercializable.

¿Recomiendas a otros compañeros participar en Ecotrophèlia o concursos similares?

Sí. Lo más importante de todo esto es lo que aprendes tanto mientras estás desarrollando tu proyecto como una vez allí. A la hora de emprender o buscar un trabajo, te da una visión que no tienes antes de trabajar en un proyecto así, mucho más real del mundo profesional.

Además, te enriquece la interdisciplinariedad, al trabajar con gente de otra escuela.

Lenteyá, lentejas tradicionales calientes en cualquier parte del mundo

El equipo Lenteyá fue uno de los creadores del grupo Fornejant Ciencia de Generación Espontánea de la UPV y finalista en Ecotrophelia España, lo que ha supuesto para estos estudiantes la experiencia y la preparación para afrontar la realidad laboral, una vez acaben sus estudios.

El trabajo de este equipo formado por Pablo Luque, Natalia Cuba, Alejandro Llácer y Luis Zhang, ha consistido en la creación del producto Lenteyá, que combina innovación y cocina tradicional.

Lenteyá consiste en lentejas tradicionales liofilizadas en un envase autocalentable, por lo que se pueden comer calientes en cualquier lugar del mundo. El objetivo del equipo creador  de este producto es fomentar el consumo de legumbres, facilitando la preparación, ya que basta con apretar un botón para que se calienten, se le añade un poco de agua y están  listas para comer.

Además de las lentejas, este plato es apto para otras legumbres como garbanzos o potaje.

Pablo Luque, portavoz del grupo, nos explica que “la idea surgió, sobre todo, pensando en los senderistas, para que puedan comer un plato caliente y tradicional en cualquier lugar de la montaña. Pero también puede ser útil para cualquier persona que quiera comer de caliente y no tenga cómo calentar su plato”.

Lenteyá llegó a la final de Ecotrophelia España con este útil producto, pero lo más importante para ellos es que “te pones en la situación real de tener que crear un producto que podría estar en el mercado. Aprendes a hablar ante un jurado, a trabajar en equipo, a poner a prueba lo que sabes y a hacer un trabajo verdaderamente profesional como tendremos que hacer cuando acabemos los estudios”, explica Pablo.

Este equipo participó en la creación de Fornejant Ciencia, precisamente porque veían la necesidad de tener algo de experiencia en el Grado de Tecnología de los Alimentos antes de terminar los estudios.

Por ello, además de crear los grupos que han participado este año en Ecotrophelia y en otros certámenes en los que han conseguido diversos galardones, desde Fornejant Ciencia se organizan otras actividades para los estudiantes como la participación en congresos, catas de vino y de otros productos, visitas a empresas, talleres de creación de productos o la organización de jornadas como la Food Start Up que tendrá lugar en la Escuela el próximo 15 de diciembre.

Sin duda, una experiencia que les prepara para un futuro profesional prometedor.

Donames gana el Premio ACTA/CL al Desarrollo de Nuevos Productos Alimenticios 2017 con una innovadora mousse de aloe vera y flores

Una innovadora mousse de aloe vera y violetas ha llevado al jurado del Premio ACTA/CL (Asociación de Científicos y Tecnólogos de Alimentos de Castilla y León) al Desarrollo de Nuevos Productos Alimenticios 2017, a otorgar el primer premio al  equipo Donames, formado por estudiantes del Grado en  Ciencia y Tecnología de los Alimentos de nuestra Escuela.

Donames, perteneciente a Fornejant Ciencia, se presentó con este nuevo producto a este concurso, que se celebró en octubre, en el marco del II Congreso Nacional de Jóvenes Investigadores en Ciencia, Ingeniería  y Tecnología de los Alimentos (JICITA 2017).

Donames convenció al jurado con una de las variantes de su producto CALOE, una mousse de aloe vera  y flores, con un sabor totalmente innovador, bajo en calorías y elaborado con bebida de soja, por lo que es apto para veganos, personas intolerantes a la lactosa y también para celíacos. Además, el aloe vera aporta nutrientes a este alimento.

El equipo Donames, formado por Ana Ortí, Alicia Andrés, Pablo Fernández, Adrián Hernández y Jorge Giménez, considera que su éxito no ha tenido lugar sólo por la gran innovación de su producto alimenticio, sino también porque fue el único equipo que llevó hecho un plan económico y un plan de marketing de su producto.

Como nos explica Ana, portavoz de Donames,  “nosotros hemos dado un paso más y hemos llevado al concurso un prototipo de start-up. Sabemos que nuestro producto tendría una buena aceptación en el mercado y no queremos que se quede en un cajón. Estamos dispuestos a comercializarlo, aunque aún tenemos que valorar de qué manera”.

CALOE es un postre muy especial que se presenta en cuatro sabores: violetas, rosas, azahar e ylang ylang. Para el concurso, los estudiantes eligieron el sabor de aloe vera y violetas, que se sirvió fresco y  muy apetecible, con lo que la cata resultó un éxito.

“Además, al ser hipocalórico, CALOE es un placer que te puedes permitir. Se trata de un producto indulgente, es decir, tomando una baja cantidad del mismo, te sientes saciado. Esto, junto con su bajo aporte calórico, hace de CALOE un postre placentero y apto para cuidar la línea. Además, tiene un sabor totalmente innovador, ya que, de momento, no existen postres elaborados a base de flores”, explica Ana.

innovacion alimentos

Donames, que ya había quedado finalista en Ecotrophelia España,  recomienda participar en este tipo de proyectos porque “ganes o no un concurso, pones en práctica todo lo que has aprendido en clase y te pones en contacto con la realidad laboral a la que luego nos tendremos que enfrentar. Ha sido una gran experiencia de la que hemos aprendido mucho y hemos salido reforzados como equipo”.

Así pues, todavía le queda mucho por hacer a Donames y esperamos poder comprar pronto en el mercado su mousse de aloe vera y violetas, un placer que nos podremos permitir.

© 2020 I AM NATURAL

Tema por Anders NorenArriba ↑